AYUNO

Es importante que antes de tu práctica, tengas por lo menos 2 hs. sin ingerir alimentos. El estómago necesita estar sin actividad para que la energía pueda circular fluidamente por el cuerpo, sin estar totalmente concentrada en el proceso de la digestión.

ATENCIÓN PLENA EN TU CUERPO

A diferencia de las actividades que podemos hacer en un gimnasio, donde muchas veces la mente está mirando una tv o escuchando música, mirando a otros o leyendo un libro arriba de una bici fija; en el yoga hacemos todo lo opuesto. En cada postura necesitamos estar atentos a cada parte del cuerpo, observar los músculos: los que se estiran, los que se contraen, los que deben relajarse según el ejercicio. Observamos también dónde están nuestras zonas de tensión para ir aflojándolas mediante posturas y respiraciones. El trabajo es con el cuerpo y la mirada hacia adentro. Todo lo que modificamos en nuestro cuerpo, luego tendrá impacto en nuestra mente y en nuestras emociones.


AQUIETAR LA MENTE

La naturaleza de la mente es saltar de un pensamiento al otro. Por eso, es importante la concentración y el silencio en la clase. De esa forma, en la medida que vamos entrenándonos, la mente comienza a bajar su volumen para permitirnos estar más atentos, más receptivos, más presentes en el “aquí y ahora”.


LOS 5 SENTIDOS

En la vida cotidiana, muchas veces, nos quedamos cultivando pocos sentidos. Muchas veces, nos olvidamos de disfrutar de los sabores o de caminar gozando del aroma de los árboles o bien disfrutar de profundos abrazos con nuestros seres queridos. La clase de yoga es un excelente momento para reconectar con todos los sentidos. Percibir nuestra piel y nuestro tacto, con los ojos cerrados potenciar nuestra mirada interna y nuestro 3er ojo, donde reside nuestra intuición. Conectar con el sonido de los mantras, si es que están en la clase o con el sonido del silencio y del cuerpo por dentro. Prestar atención a nuestro olfato, en muchas clases se utilizan esencias o palo santo, entre otros aromas, para poder apreciar ese sentido. Y por último, el gusto, sentir el sabor en nuestro paladar. Empezar a darnos más tiempo para las comidas y gozar meditativamente de cada bocado.


DISFRUTAR

En todo lo que hagamos, lo más importante es disfrutarlo. Tomarnos un espacio para nosotros es una de las mejores decisiones que podemos tomar. Elegirlo porque “quiero” y no porque “debo”. Aceptar nuestro cuerpo tal cual es, no pelear con nuestras limitaciones y aprender a escuchar sus mensajes. Todo lo que hagamos desde el placer y el disfrute tendrá muchísimos más beneficios!


Escrito por Julieta Siddig, Profesora de Universo Fusión

Universo Fusión es un centro que ofrece clases de Yoga Fusión y Kundalini Yoga ubicado en Palermo. Se encuentra adherido a SinRutina.


Acerca de SinRutina

SinRutina es una red online de gimnasios y centros de fitness. Ofrece un servicio de suscripción que te da acceso ilimitado a los distintos centros adheridos pagando 1 única cuota mensual.

¡Entrá en el sitio y empezá a entrenar!